Hospicio de San Juan de Dios

El Cuerpo de Pajilleras del Hospicio de San Juan de Dios

“Eran mujeres que, sin importar su aspecto físico o edad, prestaban consuelo con maniobras de masturbación a los numerosos soldados heridos”

Se dice, se comenta, y se da por cierto, que en diciembre de año 1840 se autorizó con todas las bendiciones papales el Cuerpo de Pajilleras del Hospicio de San Juan de Dios, de Málaga.

Eran éstas caritativas monjas, “sin importar su aspecto físico o edad”, las que prestaban presuntamente consuelo sexual con maniobras de masturbación a los numerosos soldados heridos en las batallas de la guerra carlista española.

LA VERDAD

“La autora de tan peculiar idea, había sido la Hermana Sor Ethel Sifuentes, una religiosa de cuarenta y cinco años que cumplía funciones de enfermera en el ya mencionado Hospicio.

Sor Ethel había notado el mal talante, la ansiedad y la atmósfera saturada de testosterona en el pabellón de heridos del hospital. Decidió entonces poner manos a la obra y comenzó junto a algunas hermanas a “pajillear” a los robustos y viriles soldados sin hacer distingos de grado. Desde entonces, tanto a soldados como a oficiales, les tocaba su “pajilla” diaria. Los resultados fueron inmediatos.

El clima emocional cambió radicalmente en el pabellón y los temperamentales hombres de armas volvieron a departir cortésmente entre sí, aún cuando en muchos casos, hubiesen militado en bandos opuestos.

Monjas

Al núcleo fundacional de hermanitas pajilleras, se sumaron voluntarias seculares, atraídas por el deseo de prestar tan abnegado servicio. A estas voluntarias, se les impuso (a fin de resguardar el pudor y las buenas costumbres) el uso estricto de un uniforme: una holgada hopalanda que ocultaba las formas femeniles y un velo de lino que embozaba el rostro.

El éxito rotundo, se tradujo en la proliferación de diversos cuerpos de pajilleras por todo el territorio nacional, agrupadas bajo distintas asociaciones y modalidades. Surgieron de esta suerte, el Cuerpo de Palilleras de La Reina, Las Pajilleras del Socorro de Huelva, Las Esclavas de la Pajilla del Corazón de María y ya entrado el siglo XX, las Pajilleras de la Pasionaria que tanto auxilio habrían de brindarle a las tropas de la República.

En América latina, rara vez ajena a las modas metropolitanas, las pajilleras tuvieron también sus momentos de gloria.

Durante la guerra civil mexicana, grandísimos auxilios
brindaron a las tropas de todos los bandos, las Hermanas de la Consolación, organización laica (aunque cercana a la Iglesia) que ofrecieron la fatiga de sus muñecas para calmar los viriles ímpetus.

Al núcleo fundacional de hermanitas pajilleras, se sumaron voluntarias seculares,  atraídas por el deseo de prestar tan ab...

Estas hermanitas recibieron pronto distintos y soeces apelativos, fruto del inagotable ingenio popular, tales como las mami-chingonas o las ordeñamecos.

De México la costumbre pasó a las Antillas, en donde tuvieron particular éxito las sobagüevo dominicanas, todas ellas matronas sexagenarias que habían elegido ocupar sus tardes en esta peculiar forma de servicio social.

El último lugar en América donde hicieron fortuna estas abnegadas damas, fue el Brasil.

Allí la columna Prestes fue acompañada en su marcha por una troupe reducida pero eficiente de damitas paulistas -llamadas beixapau- aunque solamente se valían de ágiles movimientos de sus manos, conjuraban la melancolía de los soldados.

La costumbre desapareció tras la segunda guerra y hasta la fecha se desconoce la existencia de otras congregaciones.

Diversas fuentes orales a orillas del Paraná comentan que en el villorrio conocido en el siglo XIX como Pago de los Arroyos hubo un pequeño agrupamiento dedicado durante algunas décadas a esa actividad.

Eran conocidas como las ‘Hijas de Nuestra Señora del Vergo Encarnado’, en referencia y dudoso homenaje póstumo a su anciana fundadora, fallecida con las manos en la masa, junto a un soldado, en su día de descanso”.

Monjas pajilleras y otras formas de caridad sexual

Robadatos Facebook censura imagen

  La poca transparencia y claridad sobre la forma en que Facebook decide qué imágenes sí pueden aparecer en su red social y cuáles no sigue causando problemas y conflictos entre sus usuarios.

Recientemente, el periodista noruego Tom Egeland compartió una serie de imágenes que consideraba como icónicas en la historia de las guerras, entre las que se encontraba la fotografía de Kim Phúc, una niña vietnamita que huye sin ropa de un ataque con napalm, tomada por Nick Ut en 1972.

La imagen fue reportada por un usuario y Facebook no tardó en removerla de la cuenta de Egeland e incluso suspendió temporalmente al periodista. En apoyo, el periódico Aftenposten, ciudadanos y políticos, incluyendo a la primera ministra de Noruega, reprodujeron la imagen en sus muros, donde fue una y otra vez retirada por Facebook.

Facebook se refugió en sus términos de comunidad para censurar la imagen, ya que contiene la desnudez de un menor, pero falló en reconocer la importancia histórica de la fotografía y el contexto en el que se reproducía.

“Aprecio el trabajo que Facebook y otros medios realizan para detener el contenido que muestre violencia y abuso… Pero Facebook se equivoca cuando censura estas imágenes (como la de Kim Phúc)”, declaró Erna Solsberg, primera ministra de Noruega, citada por The Guardian. En su publicación, Solsberg externó que la decisión de Facebook “prevenía la libertad de expresión”.

Una portavoz de la red social respondió a los señalamientos y aseguró que: “aunque reconocemos que esta imagen es icónica, es difícil crear una distinción entre permitir la fotografía de un infante desnudo en una instancia y no en otras. Nosotros tratamos de encontrar el justo balance entre permitir a las personas expresarse así mismo mientras mantenemos una segura y respetuosa experiencia para nuestra comunidad global”.

El día de hoy, le empresa de Marck Zuckerberg revirtió su decisión y comenzó a restituir los posts publicados con la imagen en su red social. En un comunicado al respecto, Facebook explicó que después de recibir la respuesta de su comunidad revisaron la forma en que se utilizaron sus lineamientos.

  Facebook censuró un video contra el cáncer de mama y desató la polémica

La Asociación Sueca “Cancerfonden” denunció a la red social de Zuckerberg por haber eliminado de su cuenta un video educativo sobre la enfermedad.

POLÉMIA EN PUERTA POR LA CENSURA DE FACEBOOK. No es la primera vez que la red social se maneja de esta forma.
POLÉMIA EN PUERTA POR LA CENSURA DE FACEBOOK. No es la primera vez que la red social se maneja de esta forma.

Algunos comparten fotos de comida, otros de viajes, salidas con amigos o cumple años familiares. Está en claro que las personas muestran parte de sus vidas en las redes sociales. Uno de los sitios más usados es Facebook.

La red social de Zuckerberg es un medio de comunicación muy poderoso en estos tiempos. Casi 1600 millones de usuarios activos en todo el mundo avalan su importancia.

Algunas organizaciones, conscientes de esta tendencia, usan este espacio para difundir su mensaje. Tal es el caso de ”Cancerfonden”, una Asociación Sueca que lucha contra el cáncer de mama.

Hace unas horas, la fundación protagonizó un escándalo con la red social. Publicó un video con el fin de explicar cómo se hace un autoexamen de mama y Facebook lo censuró.

En el video, la organización sueca mostraba qué había que hacer para detectar si hay bultos sospechosos y así prevenir una posible enfermedad. En la imágenes se veían figuras de mujeres dibujadas con los pechos descubiertos y Facebook bajó el material ya que lo consideró “ofensivo”.

Desde la Asociación quisieron ponerse en contacto con la red social, pero no tuvieron respuesta. Fue así como decidieron suprimir las imágenes y publicar una carta abierta a Facebook explicando que la intención del video no era ofensiva.

Como si esto fuera poco,“Cancerfond”  volvió a publicar las imágenes pero esta vez cambiaron los dibujos de los senos por cuadrados rosas. “Creemos que es incomprensible y extraño cómo alguien puede percibir información médica como si fuera ofensiva”, declararon desde la entidad.

Facebook

Ladrones e Hijos de puta